¿Quién puede asegurar que le entiende a la política?

2019-08-12 | Eugenio Madero

Apenas la semana pasada publiqué la división y los problemas que provocaron cuatro Consejeros del Instituto Electoral de Sonora y Participación Ciudadana (IEEyPC), e inmediatamente me confirmaron algunas informaciones que en el presente texto les ampliaré.

La lista de 40 empleados que originalmente habían sido despedidos, finalmente quedó en 39; debido a que una de las trabajadoras fue salvada por esos cuatro Consejeros (Daniel Núñez Santos, María Isabel Salcido Jashimoto, Francisco Arturo Kitazawa Tostado y Daniel Rodarte Ramírez); ya que recibieron una llamada de Ricardo Mazón Lizárraga que abogó por la nuera del político Adolfo García Morales, quien en otros años tuvo una gran influencia en el organismo.

Obvio que al atender ipso facto, a la petición del empresario sonorense ligado desde hace muchos años al Poder político, los cuatro Consejeros apuntaron en su memoria un favor que al paso del tiempo lo pueden cobrar.

Pero mire usted qué curioso:

Igualmente de ofrecidos (para no utilizar, por respeto, la frase de nuestro estimado amigo y colega, Juan Carlos Zúñiga), los mismos cuatro Consejeros anduvieron hace días en la Ciudad de México y sostuvieron una reunión con el secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo Montaño, quien se ha mencionado como una de las cartas fuertes para la candidatura a Gobernador del 2021, ya sea por Morena y/o demás partidos de izquierda.

Un ocurrente lector me dice que, quien quite y en su afán de quedar bien para asegurar su futuro, los Consejeros pudieron haber buscado en la Capital del país a Ana Gabriela Guevara (otra aspirante a la Gubernatura); pero lamentablemente para ellos no fue posible verla porque la Directora de la Conade anduvo en Lima, Perú, acompañando a la Delegación Mexicana que conquistó el tercer lugar de los Juegos Panamericanos.

Sobre el resolutivo del 15 de febrero, cuando la mayoría del Consejo General del IEEyPC confirmó el destino de 20 millones para el despido de personal (de una lista original de 30 empleados, la cual después se modificó a 40, pero que quedó en 39), hay datos muy importantes que revelar:

Por principio de cuentas, al estar en marcha el Ejercicio Fiscal 2019, ya resultaba imposible incluirlo en el Presupuesto de Egresos, debido a que el trámite había sido aprobado por la 62 Legislatura del Congreso de Sonora y se estaban recibiendo las ministraciones por parte del Gobierno del Estado.

Razón por la cual, y en un intento por cumplir con sus propósitos, los cuatro Consejeros provocaron un ajuste en los presupuestos de las diferentes áreas funcionales y/o departamentos del IEEyPC.

Para su mala fortuna, esa decisión no les garantizaba reunir grandes cantidades de ahorro en tan poco tiempo para despedir a ese número de empleados.

Es por ello que la semana anterior, al tratar de confirmar el despido de esas 39 personas que viven con la zozobra de quedarse sin trabajo, les han ofrecido liquidarlos en las cuatro quincenas siguientes.

Propuesta que al cierre de esta columna el lunes por la noche, no habían aceptado.

De todo este asunto de los cuatro Consejeros del IEEyPC, les comenté también de la gran influencia que tiene sobre ellos el ahora diputado federal suplente por Morena, Sergio Gutiérrez Luna, quien durante el sexenio de Guillermo Padrés Elías no pudo poner en marcha el Nuevo Sistema de Justicia Penal (NSJP) para nuestro Estado.

Aunque parezca sumamente extraño, tenemos información de que Gutiérrez Luna también obedece instrucciones de un abogado de la Ciudad de México que a su vez trabaja directamente para Manlio Fabio Beltrones.

Lo cual no quiere decir, necesariamente, que el importante político sonorense esté detrás de todo este asunto.

Aunque tampoco se puede asegurar nada.

Quienes realmente saben a qué intereses obedecen, deben de ser los cuatro Consejeros que coordina Daniel Núñez Santos.

Por lo pronto el partido Morena en Sonora fijó su postura este lunes por la tarde, al emitir un comunicado en el cual manifiesta su preocupación por lo que sucede en el IEEyPC.

Lo más importante que dice el texto, es cuando afirma que “para nadie es ajeno que esta situación es el resultado de una disputa por el control del Instituto, por quienes en su carácter de consejeros deberían de garantizar el desarrollo de elecciones en un clima de tranquilidad, cumpliendo los principios de legalidad, certeza e imparcialidad”.

El texto añade que “nos reiteramos en contra del despido de funcionarios de éste organismo más que un plan de austeridad, corresponda a una pugna por el control de la direcciones y puestos claves del IEE”.

Y más adelante asegura que: “las acciones ejercidas por el grupo de cuatro consejeros, sugieren ser parte de una estrategia que tiene como finalidad colocar a nuevos funcionarios en posiciones claves y de esa forma incidir en el desarrollo del próximo proceso electoral”.

Sin embargo y sobre este tema del IEEyPC, el presidente del Comité Directivo Estatal (CDE) del PRI, Ernesto De Lucas Hopkins, declaró en conferencia de prensa que lo sucedido en estos días es una estrategia del partido Morena para centralizar de nueva cuenta el proceso de elecciones por parte de la Secretaría de Gobernación.

Por más que trato de entender la teoría del “Pato”, yo creo que en lugar de desaparecer el Instituto Nacional Electoral (INE) y todos los Oples (Organismos Públicos Locales, como el IEEyPC de Sonora), sería más conveniente tener de aliados a los funcionarios electorales.

Al final de cuentas, como usted sabe, el tener el control de las instituciones es parte de la cultura que practican algunos políticos mexicanos.

Recuerde usted el poder que ejercieron los padrecistas sobre algunos Consejeros del otrora Consejo Estatal Electoral (CEE).

Bien, queridos lectores.

Por hoy es todo.                       

Que tengan muy buena semana.

Noticias relacionadas

Opiniones sobre ésta nota

Comenta ésta nota