¿Sera lo normal?

2021-10-25 00:00:00 | Gustavo Tena

Cuando un hombre le hace el amor a una mujer y deja sus semillas dentro de ella, salen cientos de millones con todas sus características y de todos sus ancestros y van directo al sol interior de ella, para unirse a ese sol y traer una vida a este mundo. Pero solo llega uno de esos cientos de millones. Los arboles tiran cada año miles de semillas, no todas germinan. Cuando las tortugas marinas desovan en una playa, entre todas dejan miles de huevos, pasa un tiempo y el mismo día y casi al mismo tiempo, salen miles de tortuguitas y nadie sabe cómo, pero saben hacia donde está el mar y se dirigen hacia allá, pero solo llegan doscientas, ya que la mayoría son comida de las aves, cangrejos y otros animales terrestres. Ya en el mar, vienen otros depredadores marinos y terminan salvándose una o dos tortuguitas. 

¿No será que al igual que lo que sucede en la naturaleza, en la humanidad, suceda lo mismo? Pero en la humanidad hablamos del despertar, hablamos de la búsqueda de la verdad… ¿Será para todos el despertar? O ¿Será que la mayoría no está destinada a dar ese paso? Tal vez, la mayoría quedará en la playa, otros muchos, al entrar a la mar y solo dos que tres tienen lo que se necesita y el valor para ir por la verdad. 

La mayoría de la gente cree que cuando va a la escuela y estudia, se prepara para la vida… Cuando en realidad el 40% de lo que nos enseñan en la escuela, termina funcionando como cultura general, otro 20% como ser buenos empleados, un 20% de cómo ser obediente con quienes nos emplean  y solo usamos de manera práctica y nuestro favor, solo un 10%. 

Tal vez los pocos miles de años que la humanidad tiene de ser “civilización”, solo ha sido nuestra etapa de incubación y en estos tiempos turbulentos que vivimos, los huevos que se encuentran en las playas de la historia, están empezando a eclosionar y todos los humanos deberemos correr al mar de la luz, mientras unos corren al mar, muchos se quedan mirando a su alrededor o corren en dirección contraria porque perdieron su sentido de orientación porque alguien les contaminó con algo que supuestamente les protegería… En fín, a lo que voy, es que los depredadores a la mejor cumplen con su función natural, para que quede en el camino quien tenga que quedar y pase quien tenga que pasar. 

Se escucha frio y cruel, pero yo no había pensado en esta posibilidad. Son muchos quienes nos hablan y dicen saber de estos temas y nos hablan de la 5ta dimensión y que va a haber quienes se quedarán en la 3ra dimensión, otros hablan desde el paradigma (o el escenario) de que Dios vendrá a juzgarnos y unos cuantos irán al paraíso mientras la mientras la mayoría caerá a los infiernos (o sea, se quedan en la 3D la tierra), y cada corriente tiene su versión, su escenario y sus personajes. 

También escuchamos que se habla del fin del mundo (Otro más), estamos como el cuento del niño que bromeaba a los del pueblo con que “Ahí viene el lobo”. Solo que en este caso el lobo es el fin del mundo y después de tanto lobo anunciado que no llegó, esta vez, parece que si es… Solo que no es el fin del planeta, al parecer es el fin del sistema que veníamos sufriendo y empieza un nuevo paradigma, que quienes controlaban el viejo sistema quieren colarse con su Nuevo (Es el viejo sistema disfrazado de moderno, estilo chavo ruco) Orden (o sea ellos arriba) Mundial (ya no quieren batallar con elecciones aquí y allá). Lo curioso es que ellos solitos se están auto saboteando. 

Algunas cosas son seguras: Lo viejo y tétrico se va, no importa el estudio ni la preparación si están desconectadas del espíritu y lo que fue fantasía antes ahora, será lo normal.



Noticias relacionadas

Opiniones sobre ésta nota

Comenta ésta nota